El Placer del Orgasmo Femenino

Publicado por Catalina Rojas en

¿Qué es el orgasmo?

Antes de enfocarnos en el Placer del Orgasmo Femenino, definamos «orgasmo» como la culminación de una relación sexual, un clímax que produce una sensación de liberación repentina y placentera de la tensión acumulada desde el momento en que se inicia la fase de excitación. Algunos nombres curiosos que se le dan al orgasmo son: «Pequeña Muerte» o «Muerte Dulce».

¿Hace cuánto experimentaste tu último orgasmo? ¿Esta mañana? ¿Ayer? ¿La semana pasada? ¿Lo hiciste sola o acompañada? ¿Has experimentado uno alguna vez?

Cualquiera que sea tu respuesta a estas preguntas, estoy segura que la información que te compartiré acá será muy interesante y, quizás de mucha ayuda. Este artículo esta dedicado completamente a uno de mis temas favoritos: El Placer del Orgasmo Femenino.

Detalles curiosos sobre el Orgasmo Femenino

Para empezar, como primer detalle curioso tenemos que, mientras casi la totalidad de los hombres (95%) experimentan un orgasmo durante sus relaciones, este porcentaje baja de forma sustancial en el caso de las mujeres (65%). Como segundo dato curioso, el 74% de las mujeres alcanza el orgasmo siempre que se masturba y sólo el 46% lo consigue teniendo relaciones sexuales con su pareja. ¡Bingo!

Una curiosidad más, según un estudio de LeLo -marca sueca de juguetes eróticos- más de la mitad de las mujeres admite fingirlo y de ellas un 40% reconoce que lo hace para hacer sentir bien a su pareja… ¿En serio?

¡Pero aún hay más!

Nuestro orgasmo puede alargarse incluso hasta los 20 segundos -o más en algunos casos- mientras que los hombres experimentan esta sensación entre 3 y 10 segundos, la mitad que las mujeres. En cuanto a la intensidad, cabe destacar que durante el orgasmo se producen contracciones generalmente en los genitales y músculos pélvicos (aunque en nuestro caso puede extenderse al resto del cuerpo) que marcan la intensidad del orgasmo. Las mujeres experimentamos durante el orgasmo, un gran número de contracciones a intervalos de 0,8 segundos, mientras que los hombres no llegan a experimentar más de 10. ¡Lo lamento por los caballeros!

Si hablamos de cantidad de orgasmos, las mujeres más afortunadas tienen varios a lo largo de una semana (60%) o incluso en un mismo día (más del 10%). Sin embargo, cerca del 4% señala tener el placer del orgasmo al menos una vez al mes.

También es importante anotar que tras el orgasmo se producen diferencias entre hombres y mujeres. El hombre experimenta un periodo refractario (el pene vuelve a su posición y tamaño inicial), algo que no sucede en nuestro caso. Y esto quiere decir que el hombre necesita de un periodo de tiempo para volver a iniciar el proceso, por lo que solamente puede experimentar un orgasmo por relación sexual. Mientras que nosotras podemos experimentar orgasmos de forma simultánea y continuada. De nuevo… ¡Bingo!

¡Ah! Sin duda este último te impresionará: el Récord Guinness de orgasmos consecutivos experimentados por una mujer se sitúa en 138… ¡en 1 hora! ¡Wow! ¿Quién no se animaría a intentar romper ese récord?

¿No crees que es maravilloso ser mujer?

¡Lo es! Siempre y cuando estés dentro del porcentaje de mujeres que logran alcanzar el orgasmo, independientemente de si lo haces sola o acompañada.

Principales obstáculos para alcanzar el placer del orgasmo femenino

Primero que todo, es importante aclarar que una de las razones podría ser la anorgasmia (dificultad regular para alcanzar el orgasmo luego de una amplia estimulación sexual). Sin embargo, para la mayoría de mujeres la anorgasmia se debe a aspectos psicológicos, más que a que sus cuerpos no tengan la capacidad de tener un orgasmo.

En la encuesta citada al inicio, los resultados dejaron ver que la falta de comunicación o el estrés también son obstáculos a la hora de llegar a un orgasmo. Pero además existen otros motivos: el 29% de las encuestadas no se relaja lo suficiente como para poder disfrutar del sexo, mientras que un 26% de las mujeres culpa a la falta de estimulación clitoriana.

Podemos intuir que el estrés y la falta de comunicación pueden incluirse en el porcentaje de mujeres que no logran llegar al orgasmo por no poder relajarse lo suficiente. La solución en este caso es simple ¡Hablar! Para sentirnos cómodas y poder relajarnos debemos comunicar a nuestra pareja qué es lo que necesitamos. Y acá es donde llegamos al punto clave… ¿Cómo sé lo que necesito si no me conozco? Y muy probablemente esta sea la solución para ese otro porcentaje de mujeres que culpan a la falta de estimulación del clítoris, como obstáculo para alcanzar un orgasmo. Pero es que antes debes saber, ¡qué tipo de estimulación necesitas para lograrlo!

La Masturbación y el Placer del Orgasmo Femenino

Se define placer como «Goce o disfrute físico o espiritual producido por la realización o la percepción de algo que gusta se considera bueno». Los seres humanos estamos dotados de la capacidad de sentir placer. Sentimos placer al observar una puesta de sol. Sentimos placer al oler o saborear nuestra comida favorita. Experimentamos placer al escuchar esa música que nos transporta a través del tiempo. Y además, contamos con el órgano más grande de nuestro cuerpo, el cual nos permite experimentar raudales de placer, ¡y es nuestra piel!

Es así como disfrutamos intensamente de los besos y las caricias, y disfrutamos de la masturbarnos también… ¡esto es un placer! Y cualquier otro concepto que tengamos al respecto, podemos tener la plena seguridad de que no es ni sano, ni natural. Cualquier otro concepto que tengamos, debe ser alguno implantado por «alguien más» en nuestra mente. Porque debes tener claro qué acariciar tus partes íntimas es igual que hacerlo con cualquier otra parte de nuestro cuerpo… ¡o quizás mejor!

Esta comprobado que una de las mejores formas de alcanzar el placer del orgasmo femenino, es la estimulación del clítoris. ¿Quieres disfrutar del orgasmo? ¡Estimúlate, tócate, masturbarte! Es importante empezar por desprenderse de los mandatos de género sobre la pureza, la limpieza, el pudor y la discreción de la sexualidad femenina, así como la idea de una extrema fragilidad de la zona erógena, ya que estas han sido limitaciones importantes para sentir placer.

¡Hazlo! Y luego comparte «tus descubrimientos» con tu pareja, o mejor aún… ¡háganlo juntos! Te aseguro que esto marcará una enorme diferencia en tu vida sexual. ¡Miles de orgasmos están al alcance de tus manos!

Estos son algunos tips para que disfrutes más de la experiencia…

  • Toca con libertad el clítoris y la vagina de arriba abajo.
  • Prueba haciendo movimientos circulares con los dedos.
  • Haz movimientos de lado a lado.
  • Usa juguetes sexuales y lubricantes.
  • Frota con una toalla. ¡Este último es fantástico! Pero no me creas… ¡compruébalo!

Quizás este sea un tema completo para un próximo Blog que escriba en el futuro.

Diferentes tipos de Orgasmos Femeninos

Si leyendo hasta acá te diste cuenta de lo afortunadas que somos las mujeres, al practicar cada uno de los diferentes tipos de orgasmos descritos a continuación, serás capaz de concluir -tal como yo lo hice- ¡que definitivamente somos seres privilegiados!

Orgasmo Clitoriano

¡El clítoris es el centro de placer del orgasmo femenino por excelencia! Debido a sus más de ocho mil terminaciones nerviosas. Este es el tipo de orgasmo que la mayoría de las mujeres experimentamos por su fácil acceso. Para conseguirlo se debe presionar, acariciar o lamer de manera rítmica, no obstante, hay que tener cuidado porque es muy sensible y se puede tornar molesta la estimulación.

Orgasmo Anal

No tan común, pero igualmente satisfactorio, es alcanzar el clímax por «la puerta chica». Se necesita de bastante estimulación previa (quizás prefieras usar un preservativo) y mucho, mucho lubricante. Este, al ser un lugar “prohibido” generará mucha expectativa en la relación y quizás sientan que están haciendo algo indebido. Pero si se practica de forma adecuada, verás que llegarás a un nivel de goce sorprendente.

Senos y Pezones

¡Todo nuestro cuerpo está conectado mediante el sistema nervioso! Por ello, los senos y pezones no podían faltar en esta lista. Para lograrlo, jueguen de forma sensual: aprieten, muerdan o laman el área. Este es uno de mis favoritos, inténtalo. ¡Te volverás loca!

Orgasmo Múltiple

¡Es con el que toda mujer sueña! Alcanzar uno tras otro sin pausa alguna. No requiere de una posición sexual en especial, pero sí de mucha entrega y CONOCIMIENTO PROPIO. La situación idónea para experimentarlo es estar relajada física y mentalmente, dejarse llevar y no abandonar la labor al primer intento.

El Orgasmo a través del Punto A

Se encuentra al fondo de la vagina y la matriz, hacia el área del ombligo. Una ventaja de este punto, es que no se sobre sensibiliza como lo hace el clítoris, entonces puede ser estimulado continuamente incluso después del orgasmo, dando paso a otro y otro y otro. Para lograrlo se necesita de una penetración profunda ejerciendo presión, en lugar de varias superficiales.

El Punto G en el Placer del Orgasmo Femenino

El punto G existe tanto en hombres como en mujeres. En las mujeres se encuentra debajo del hueso púbico, a unos cuatro o cinco centímetros de la entrada de la vagina. Te darás cuenta porque al tacto es rugoso y diferente a las demás paredes vaginales. Para experimentar uno de este tipo, te recomiendo las posiciones donde estés boca abajo mientras le pides a tu pareja que te penetre, intenta con movimientos circulares.

Finalmente, podríamos decir que la ausencia del orgasmo femenino durante el sexo en una de las causas más comunes de la insatisfacción sexual. ¡No sufras más! Prepara tu ropa más sensual, enciende unas velas, ten a mano algunos aceites aromáticos, y disfruta de cuantos orgasmos puedas. Dichosamente puedes hacerlo, porque gracias a que eres mujer, ¡puedes disfrutar cientos de veces el Placer del Orgasmo Femenino!


Sígueme en Instagram.

También puede interesarte leer «Vida Sexual Plena y Satisfactoria».

Categorías: Sexualidad

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *